Seis claves para identificar y definir las necesidades de información


Seis claves para identificar y definir necesidades las necesidades de información
Seis Claves para Identificar las Necesidad de Información
Para cualquier tipo de investigación, grande o pequeña, la capacidad para concretar y estructurar la necesidad de información precisa resulta extremadamente importante.
De hecho, quienes piensen que lo más difícil a la hora de realizar una investigación es la parte de buscar la información están muy equivocados. Con frecuencia, los fracasos en las investigaciones se deben a una incorrecta identificación y definición de las necesidades de información.

En el catálogo de las Competencias Informacionales, la Identificación de las Necesidades de Información constituye el primer paso, porque define el foco de la investigación y lo dota de contexto.


Aquí os dejo las seis preguntas clave para definir las necesidades de información:


1.      ¿Cuál es el objetivo que persigue vuestra búsqueda?


 Es absolutamente necesario acotar el tema sobre el que tenemos que investigar, restringiéndolo geográfica, temporal o temáticamente, (o de la forma más conveniente). Reflexionar sobre qué información exactamente necesitamos nos dará un o varios temas cerrados y precisos.


2.      ¿Cuáles son las cuestiones principales y secundarias de la búsqueda?

La categorización de los objetivos determinados en el apartado anterior da estructura a la búsqueda, haciéndola más sencilla y efectiva.
 
3.      ¿Qué nivel de exhaustividad requiere la investigación?


 Tan incorrecto es ser muy exhaustivo en una investigación que no lo requiere, como quedarse con información superficial en una investigación de fondo.
 
4.      ¿De cuánto tiempo disponéis?

Realizar una investigación no es solamente buscar la información, sino analizarla, comprenderla y aplicarla, así que tenemos que organizar bien el tiempo disponible para realizar la investigación.


5.      ¿Cuál es la cantidad y calidad de vuestros conocimientos previos sobre el tema de la investigación?

 Tener conocimientos previos sobre el tema sobre el que vamos a indagar puede ser ventajoso, es como tener ya construidos los cimientos de la investigación, pero partir de cero también tiene su encanto: no hay prejuicios creados, se puede ser más original, todo es un descubrimiento personal.


6.      ¿Qué fuentes de información pueden satisfacer la necesidad de información?

 Una vez concretado todos los puntos anteriores queda reflexionar sobre dónde se puede encontrar la información más precisa sobre el tema de investigación: fuentes documentales, bases de datos, expertos, Internet....

Cualquier búsqueda de información es una investigación: las hay largas y trascendentales, como la instrucción de una causa judicial o el desarrollo de una nueva técnica médica; las hay de tipo empresarial, como el análisis de nuevo software para la organización o un estudio de mercado; las académicas, como un trabajo de clase o una tesis doctoral; y, por supuesto, hay investigaciones en el día a día: elección del mejor crucero para vacaciones o la selección de una empresa para la reforma del hogar. Todas estas búsquedas de información son investigaciones, y todas requieren identificar y definir las bien las necesidades de información en cada caso.